EXPLOSIÓN TECALI 28

LA NIÑA MALA

niña

Estaba una escuela muy vieja y muy deteriorada a la lejanía del pueblo donde  Sonia vive, ella es una  niña de 7 años, quien tenia que trasnochar para dejar molido su maíz e ir a dicha escuela con buen tiempo y no llegar tarde, pues la maestra era muy enérgica en cuestión de disciplina.

Muy discordante en lo que se refería al arreglo de la escuela, pues siempre estaba muy sucia y las letrinas mal olientes, cosas que disgustaban mucho a Sonia mermando le las ganas de ser la alumna excelente y ademas que le quitaba el crédito otra compañera de nombre Elvira.

Elvira vivía en una choza mal construida cerca de la escuela, ella era  muy bajita de estatura para su edad, al hablar tartamudeaba,esar desalineada y tenia el aspecto de un pigmeo según Sonia , quien era alta, delgada,  de tez apiñonada clara y fea de sus acciones, nada agraciada, sin embargo,  se sentía la mas guapa del pueblo por ser la mas alta para su corta edad.

Fue tanto el desagrado de Sonia por Elvira que no dejaba pasar dia esin humillar o coscorronear a Elvira, cada que hablaba tartamudeando; hasta que llego el día en que Elvira empezó a alejarse de Sonia y prefirió irse mas adentro de la montaña , donde encontró una cueva a la que se metía y  ponia a llorar por el trato que recibido por Sonia, a quien creía su amiga puesto que eran las únicas sobresalientes en clase, sufría por la burla de sus demás compañeros pues no había nadie quien la defendiera ni su maestra que tanto quería, entonces llego un día en que estaba tan triste, cuando  vislumbro una luz brillar mas adentro de su refugio y decidió averiguar de que se trataba, se fue caminando mas y mas adentro de aquella cueva, la cual llevaba a lo mas profundo del lugar, fue descendiendo hasta llegar al centro de la montaña y encontró allí a muchas personas como ella de pequeñas viviendo muy felices y al descubrirla uno de los habitantes empezó a hacer ruidos raros con su garganta, ocasionando el desplome de algunas rocas cerrando el camino por donde había llegado, entonces, el rey de esas personas se le acerco con desconfianza y la examino con mucho cuidado, la tuvieron en una casita muy bien atendida por unos dias, donde Elvira se sintió tan amada y bien querida que estaba muy feliz.

Paso el tiempo y Elvira fue reconocida como descendiente de esa raza duendes venidos desde Guinea que vivían bajo la tierra hace mil años y que por ella fue enviada arriba para llegado el momento aprendiera las artes de su raza para el dominio de los de la tierra.

Había pasado mucho tiempo para Elvira bajo tierra, sin embargo para sus compañeros solo fueron un par de días, al regreso a clases ya contaba con los poderes dominantes de su raza, la hipnosis y control de los sentidos humanos, convirtió a Sonia en su muñeca de juego y a los demás habitantes sus fieles sirvientes sombies al servicio de la raza guinea dominante de esa región.

Los comentarios están cerrados